<>

Dia del Alarde

Momentos especiales el día de San Marcial

En un día de momentos imborrables que forman parte del 30 de junio, los Hacheros vivimos con intensidad cada instante del día de San marcial, pero es innegable que ciertos lugares y acontecimientos son relevantes por su significado y emotividad. Cabe destacar, como no, la Arrancada que marca el inicio del Alarde de San Marcial. A continuación, te descubrimos aquellos momentos que tienen un especial significado para la Escuadra de hacheros.

 

La arrancada

 

momento_arrancada

Pasados los primeros nervios del día y completada la Escuadra con los suplentes necesarios se oye el cornetín en la plaza; es la “Llamada a Capitanes” que efectúa ordena el Comandante. Tras las últimas instrucciones y comprobaciones en la plaza se oyen los “Vivas” y “Gora” a San Marcial y a Irun efectuados por los Mandos y por los soldados que se aprestan a su alrededor.

La Escuadra se va formando frente a la calle de San Marcial, la mirada puesta en el final de su cuesta, nuestro Cabo va repasando la formación. Se hace el silencio, el Comandante ordena la Arrancada, nuevamente se oye el Cornetín para comenzar el Alarde. Con paso firme y resolutivo la Escuadra se abre paso a la parte alta de la Ciudad entre los gritos y aplausos del muy numeroso público que jalona las aceras.

Ir arriba


La entrada del general

 

momento_entradaUna vez en la plaza de San Juan Harria, la Escuadra se coloca el lugar de la plaza por el que en pocos minutos hará su entrada el General.  A su llegada nuestra formación es la primera que saluda el paso del Jefe del Alarde, que llega para recibir el mando de todas las tropas de manos del Comandante.

Ir arriba


El “Tteiro”

 

momento_teiroRevistadas las tropas por el General, una vez reunido con los Capitanes y Jefes, ordena la recogida de la Bandera de Irún. Se inicia, a los sones de “Tteiro” un pequeño desfile al que encabeza una Sección de la Escuadra compuesta por los componentes de la primera fila al mando del Cabo; tras ellos la Tamborrada y la Compañía del Bidasoa que por medio de uno de sus Tenientes portará la Bandera a lo largo del día. La incorporación de la Bandera es saludada por la banda de Música con la interpretación del simpar “Himno de San Marcial”.  A los acordes de ambas marchas el pequeño desfile se dirige a sus lugares de origen en la plaza.

Ir arriba


La Ermita de Ama Xantalen

 

momento_ermita

Una vez terminado el desfile matinal en la plaza de Urdanibia y antes de subir al monte San Marcial es costumbre que la Escuadra se acerque a la ermita para sacarse la foto oficial.

Ir arriba


El monte San Marcial

 

momento_san_marcial2Terminado el desfile por las calles de la ciudad, el Alarde se dirige al Monte para cumplir con el Voto que hicieron nuestros Mayores en 1522. Llegados a la Campa, tras las correspondientes “Llamadas al Batallón” efectuadas por el Cornetín, se inicia de nuevo el desfile hacia la Ermita al paso de “Himno”, interpretado por la Banda. Abre el cortejo el Cabo seguido de numerosos componentes de la Escuadra y tras ellos todos los Mandos, Cantineras, etc.

Nuestra Escuadra, una Sección de ella, tiene encomendado en aquel lugar la “Guarda de Altar” y la Bandera de Irún.

Ir arriba


La calle mayor

 

momento_calle_mayorUno de los momentos más emotivos del día 30 de junio está siendo, cada vez más, la bajada de la calle Mayor en el desfile vespertino.

La proximidad del final de la fiesta, lo recogido de la calle por la que se pasa tras transitar por las mayores avenidas del centro de la ciudad, la cantidad de horas que invierten los espectadores de la calle para contemplar el momento, por la devoción que muestra el público de este lugar, etc. han hecho del paso por la entrañable “Kale Nagusia” uno de los momentos estelares del día. Si es que entre los cientos de momentos emotivos y entrañables de este día podemos destacar alguno. O todos.

Ir arriba


Acompañamiento de compañías

 

momento_acompañamientoLa Escuadra de Hacheros, efectúa su “Rompan Filas” en la calle San Marcial después de saludar al General y sus ayudantes, siendo acompañado hasta la Irungo Atsegiña por la compañía de Behobia a la que despide formando un precioso arco con sus herramientas.

En el año 1985 y coincidiendo con el nombramiento de Josin Galzacorta y Julito Iriarte como hacheros titulares, se acordó con la compañía San Miguel, el acompañar a la cantinera de dicha compañía hasta su residencia y así después poder celebrar, en un conocido local de la calle Hondarribia, dichos nombramientos.
Era la primera vez que a la Escuadra desfilaba fuera del recorrido oficial del Alarde. Los aplausos y la gratitud de los sorprendidos vecinos de esa zona de Irun fue mayúsculo. Desde entonces todos los años acompañan a las distintas cantineras, dando prioridad a las que tenga vínculos directos con algún componente de la Escuadra.

Este acto esta fuera del Alarde oficial y su participación es voluntaria

Ir arriba